Noticias
Genis

Genís y Xavi Zapater en el Raid VTT Chemins du Soleil

 

Los embajadores de TwoNav Xavi y Genís Zapater disputaron, con sus Orbea Alma y Oiz y su TwoNav Anima y Two Nav Ultra, el Raid VTT Chemins du Soleil, una competición extremadamente dura. Y es que esta carrera transcurre en un 80% por senderos de ensueño, técnicos, rápidos, lentos, suben y bajan en todo tipo de inclinaciones y terrenos donde te sacan lo mejor de ti e incluso lo peor. Te exigen hasta que no puedes más. Tanto es así que un virus de estómago dejó desde la primera etapa a Xavi fuera de combate para luchar por el top 10 aunque pudieron demostrar que podían estar allí en la primera etapa. Ellos nos decían etapa tras etapa que el nivel de corredores era exagerado y la exigencia de la carrera era altísima pero que por suerte estaban a la altura. Subiendo no podían aguantar el ritmo de los de delante pero bajando y en los terrenos técnicos recuperaban distancias. 

Pero quién mejor que Genís para contarnos en primera persona lo que fue esta gran prueba:

La etapa prólogo nocturna fue una experiencia impresionante, era un encadenamiento de senderos muy rápidos, técnicos y de gestión de la energía tanto por no perder ritmo ni posición como para guardar energías por el resto de etapas. Se hacían paquetes de ciclistas y con las luces y el polvo parecía una guerra donde tenías que sacar todas tus armas.

 

Genis

 

Con 6 horas dormidas, a las 7 en punto de la mañana salía la primera etapa de Taulignan. Después de un buen desayuno empezábamos otra vez una fiesta de senderos donde, a final de cada uno de ellos llegábamos con la piel de gallina de lo divertidos que eran, en menos de 7 horas llegamos a meta después de 55km en el top 10.

La segunda etapa empezaba en un pueblo romano, Die, entre montes y valles y donde pasaba un rio precioso. Esta etapa nos la tomábamos mucho más a disfrutar y no a disputar ya que habíamos perdido la posibilidad de estar delante. Pero nos quedaba la clasificación de los que se lo pasarían mejor y a esa, no queríamos bajar del primer peldaño. En esta etapa ya se huele el aire alpino, glaciares, altas montañas y pueblitos colgados. Otra vez una fiesta de senderos de calidad y en esta segunda etapa los dos hemos coincidido que después de pedalear por todos los rincones del mundo, la bajada de la llegada de Veynes era una de las mejores de todas con sus 17 kms y 1000 mts de bajada con repechos y llanos cortos que te obligaban a mantener la velocidad.

 

Chemins

 

Después de muchas risas con todos los compañeros y algún que otro orujo de hiervas hechos por los lugareños, nos preparábamos para salir al día siguiente.

La etapa empezaba por una subida de asfalto de 13 km, llegamos unos 10’ tarde a la salida ya que tuvimos un imprevisto con la auto-caravana y nos quedamos detrás.

Esa subida que nos pensábamos que nos complicaría la vida y que considerábamos innecesaria te montaba en uno de los senderos más bonitos e impresionantes jamás pedaleados. Ese sendero genial desembocaba en otra bajada que encadenaba una serie de subidas rápidas y llanos con mucho flow  hasta la llegada por unos bosques preciosos de los que parecía que tuviera que salir algún enano en algún momento a otro.

 

Genis

 

Ya en la llegada, disfrutamos de todos los productos artesanos que habíamos ido comiendo durante toda la carrera, una comida conjunta y una despedida demasiado emotiva entre todos. Parecía mentira, se había acabado esa aventura genial.

Porque después de estar compitiendo por todo el mundo, campeonatos de Europa, copas del mundo de todos los deportes realizables en la montaña, es a 5 horas de casa donde vivimos una de las experiencias más guapas de nuestras vidas.